PINTORES DOMINICANOS


FERNANDO UREÑA RIB

 

serie fortuna
 

 
  •  

    Fernando Urena Rib, Arte Latinoamericano de Hoy

  •  

    Frente a una pintura, ¿ha tenido alguna vez la sensación de ser absorbido, extrapolado de la realidad y lanzado a un mundo de transparencias sutiles? En toda obra trascendente existe siempre un halo de magia y subyugación. Como en el amor a primera vista. El pintor dominicano Fernando Ureña Rib con mucha frecuencia consigue tender esos lazos cautivantes y secuestrarnos de las tramas del presente para conducirnos hacia los parajes de su propia mística.


    En esos confines, las luces cruzan los cuerpos, se vive en el sigilo inasible de la nube y se adentra en las sutilezas del espíritu humano. Más de una vez, Ureña Rib ha escogido a la mujer como centro temático, no sólo en su bellas y voluptuosas figuras, en la expresividad de sus contornos desnudos, sino en el reconocimiento de su identidad, de su evolución en la indagación de su individualidad y sus relaciones, sociales y espaciales.


    La mirada interior, la introspección llevan al pintor a repensar el ser femenino. Para asombrarse, para deslumbrarnos.
    Cuando uno se detiene frente a sus ninfas danzantes, éstas tienen la dinámica originaria del arte cinematográfico, como aquellas imágenes fijas que puestas a mover, ofrecen la percepción del movimiento continuo.


    El artista, conocedor de esa dinámica, consigue crearnos algunas, distracciones visuales. Así la figura estática del lienzo, consigue desplazarse y danzar ante nuestros ojos.


    Cuando la expresión de "lo feo", parece ser lo frecuente en la obra de muchos pintores contemporáneos. Ureña Rib, se oprobia de lo bello, riéndose de esos críticos que, despectivamente, tildan lo académico, de "arte bonito".


    Domina el buen oficio y las formas, y lo emplea con toda intención, para devolver al arte su original belleza. Desafía el kitsch, la superficialidad de lo decorativo, mientras haya el camino de su estética propia. Así, en su pintura, no se hallará una belleza impensada. Detrás de cada pincelada hay un concepto, la idea de concebir un arte con razonamiento, desde lo bello, le ha permitido depurar a lo largo de su trayectoria creativa un estilo propio, con el que ha trascendido fronteras. No hay que ser en- tendido para comprender a Ureña Rib desde lo más íntimo, cuando afirma que "El arte es un maravilloso juego de los sentido".

    Así se explica el desconcierto perceptivo frente a sus musas, donde desaparecen las fronteras entre el mundo real y el mundo de los sueños.
     

     

     

    LATINARTMUSEUM
     

     


      Privacy Policy | Terms of use | Help | Contact Us | Report Abuse
    © Latin Art Museum 2006. Design and developed by comuniQue.  
    Running on comuniQue web hosting